El intento del jefe de Gobierno porteño de mostrar su mano dura frente a las manifestaciones de apoyo a Cristina Kirchner no le alcanzó para congraciarse con los “halcones” del macrismo.

La exministra de Seguridad le reprochó que no se hayan mantenido las vallas y lanzó: “Nos erosionaron el carácter”.

 

Tal como lo observó Cristina Kirchner en su discurso del sábado cuando le pidió a la oposición de que “dejen de competir entre sí para ver quién odia más y quién le pega más a los peronistas”, la presidenta del PRO, Patricia Bullrich, aprovechó el fin de semana para echar nafta a la interna de Juntos por el Cambio y calificó de “débil” al gobierno porteño por permitir que las movilizaciones populares tomen las calles.

 

Vallado y represión: Cómo fue la cacería de funcionarios organizada por la Policía de la Ciudad

“La Ciudad siempre está con las calles tomadas. Nos ven débiles por eso” y por eso “quiero representar un Juntos por el cambio que no se deje manejar por el kirchnerismo”, lanzó la presidenta del PRO en un claro desafío a Horacio Rodríguez Larreta.

 

Como si fuera poco, el ex legislador del PRO, Federico Pinedo, salió en defensa de Bullrich, al sostener que la ex ministra “no dijo ayer nada diferente de lo que dijo en los últimos siete años en materia de seguridad”. A través de Twitter salió a tomar posición en la interna macrista y definió que “la inflación, la inseguridad y la defensa de las instituciones son nuestros adversarios”.

La tibia defensa del larretismo
Quien salió a responderle fue el secretario de Seguridad porteño, Marcelo D’Alessandro: “Me llaman mucho la atención las declaraciones de Patricia Bullrich sobre el accionar de la Policía de la Ciudad”, dijo y sostuvo que la fuerza que conduce y reprime actuó con “profesionalismo y responsabilidad, sin dejarse amedrentar incluso por dirigentes políticos devenidos en manifestantes”.

 

Las expresiones de la líder de la denominada “ala dura” de JxC fueron hechas durante una entrevista a TN luego de que el gobierno de la ciudad acordara con el Ministerio de Seguridad nacional quitar las vallas que rodeaban la casa de la vicepresidenta de la Nación, escenario de la represión contra manifestantes, funcionarios y legisladores del kirchnerismo.

 

Tras la represión, Bullrich recomendó más dureza
“A mí me parece que cuando vos ya tomás una decisión de cercar la casa de la vicepresidenta para cuidar a la vicepresidenta y a los vecinos, la tenés que mantener. Si poner las vallas fue un error, la tenés que mantener”, disparó Bullrich.

 

Luego insistió: “En materia de seguridad, no podés tener miedo. Cuando vos tomás la decisión de poner la valla, la mantenés. Y no te corrés de ahí. Lo que te están poniendo en duda no es la valla, eso es simbólico. Ponen en duda tu Gobierno”.

 

Luego contó por qué no estuvo en la foto de presunta unidad que intentó mostrar la oposición durante la conferencia que el jefe de gobierno porteño hizo el sábado después de la represión contra la masiva movilización en Recoleta.

 

“Me llamó Larreta”, contó Bullrich. “Le dije: “Yo voy si hablo, si puedo poner la posición concreta de lo que creo”. Y siguió con sus críticas al mandatario porteño. “No podemos regalar al desorden y la falta de ley. Porque cuando tomás un símbolo y decidís que no van a pasar, estás marcando qué vas a hacer cuando seas gobierno. Y acá en la Ciudad somos gobierno”, desafió.

 

“Nos erosionaron el carácter”
Además, la ex ministra de Seguridad hizo una comparación entre la gestión porteña con la suya durante el gobierno macrista: “Yo cuando puse vallas en el Puente Pueyrredón no me pasaron nunca”. Sin embargo, ayer, cuando se quitó parte del vallado por acuerdo con la cartera se Seguridad nacional, “nos erosionaron el carácter”, cuestionó.

 

D’Alessandro salió a defenderse como pudo y llamó a Bullrich a la re flexión. “Su actitud resulta funcional al kirchnerismo, que pretende caos y violencia. Es momento de unirnos y dejar de lado las mezquindades políticas”.