El Ministerio de Salud de La Rioja, pide a la comunidad seguir rigurosamente la indicación para el consumo del ibuprofeno, debido a que días a tras la Agencia Nacional de Seguridad del Medicamento y de los Productos Sanitarios (ANSM) francesa, emitió una alerta donde detalla que, en casos de padecer enfermedades como anginas, rinofaringitis, otitis, tos, infección pulmonar e incluso lesiones cutáneas y varicela podrían empeorar con el uso del ibuprofeno.

En el mismo estudio se advierte que el consumo del antiinflamatorio no esteroide puede agravar las mismas infecciones que se pretende tratar con este fármaco.

 

Cabe mencionar que el ibuprofeno es uno de los medicamentos de venta libre de mayor demanda en la población. El mismo se adquiere en farmacias en cualquiera de sus tres presentaciones; jarabe, comprimidos, endovenoso. El fármaco es empleado como analgésico y antifebril.

 

Desde el hospital de la Madre y el Niño, la integrante del equipo de farmacia Griselda Molina, indicó que el uso prolongado del ibuprofeno puede generar resistencia a algunas bacterias tales como estreptococo. “El uso del ibuprofeno puede aumentar la resistencia a las bacterias. Además, hay que tener en cuenta la condición del paciente y su sistema inmune”.

 

En cuanto al tiempo del tratamiento la especialista indica que hay que emplearlo hasta que “calme la fiebre y el dolor, no más de una semana”. De igual manera Griselda advirtió que su consumo puede llevar aparejados problemas al nivel gástrico, por lo que hay que evitar en la dieta los alimentos ácidos”.

 

Recomendaciones para el consumo de los chicos:

– Pese a ser un medicamento de venta libre, el ibuprofeno no se debe administrar a niños sin la indicación del pediatra.

– Lo ideal es que, antes de usar el ibuprofeno, probar con el paracetamol.

– Se debe administra cada seis horas, y la dosis se indica de acuerdo al peso del niño.

– No usar por tiempo prologando, detener el tratamiento tan pronto como desaparezcan los síntomas.