La Oficina Regional para América del Sur del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos criticó “la falta de progreso en la búsqueda de joven de 28 años”.

A cinco semanas de la desaparición de Santiago Maldonado en Chubut, la Oficina Regional para América del Sur del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (ACNUDH) manifestó su “preocupación por la falta de progreso en la investigación y búsqueda del joven de 28 años”.

 

La oficina regional de la ONU, cuya misión es “la observación, promoción y protección de los derechos humanos en seis países de la región: Argentina, Brasil, Chile, Ecuador, Paraguay, Perú, Uruguay y Venezuela”, reclamó a las “autoridades pertinentes a realizar la investigación apegándose a los estándares internacionales en materia de derechos humanos, en particular a la Convención para la protección de todas las personas contra las desapariciones forzadas”.

 

En un comunicado difundido por la entidad, el representante para América del Sur del ACNUDH Amerigo Incalcaterra detalló que “la Convención establece claros parámetros para llevar una investigación sobre este tipo de hechos” y “en especial cuando hay posibles señalamientos de la participación de la fuerza pública”.

 

El organismo internacional reiteró su voluntad de “prestar la asesoría técnica que los familiares y el gobierno argentino acordaron el 29 de Agosto”, y a su vez, recordó que tanto la Comisión Interamericana de Derechos Humanos como el Comité de las Naciones Unidas contra las Desapariciones Forzadas exigieron al Estado que tome medidas urgentes para la investigación y que brinde información sobre las acciones adoptadas.

 

En el marco del caso Maldonado, Incalcaterra estuvo en la Argentina el 31 de agosto y el 1° de septiembre, y mantuvo reuniones con distintos actores que intervienen en la causa como Germán Garavano (Ministro de Justicia y Derechos Humanos); Claudio Avruj (Secretario de Derechos Humanos y Pluralismo Cultural); Verónica Heredia (abogada de la familia de Santiago Maldonado); Mario Coriolano (defensor ante el Tribunal de Casación Penal de la Provincia de Buenos Aires); y Alejandra Gils Carbó (Procuradora General de la Nación).

 

La ACNUDH no es el primer organismo que pide por Maldonado, ya que el 7 de agosto, el Comité contra la Desaparición Forzada de las Naciones Unidas había instado al Estado argentino a realizar una “acción urgente” en la “búsqueda y localización” del joven desaparecido.

 

El comunicado completo

A más de un mes de ocurrida la desaparición de Santiago Maldonado en Chubut (Argentina), en el marco de una protesta por la liberación del líder de la comunidad Mapuche de Cushamen, la Oficina Regional para América del Sur del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (ACNUDH) expresa su preocupación por la falta de progreso de las investigaciones que se están llevando a cabo.

 

En ese sentido, la Oficina Regional del ACNUDH urge a las autoridades pertinentes a realizar la investigación apegándose a los estándares internacionales en materia de derechos humanos, en particular a la Convención para la protección de todas las personas contra las desapariciones forzadas.

 

Amerigo Incalcaterra, Representante para América del Sur del ACNUDH, recuerda que “la Convención establece claros parámetros para llevar una investigación sobre este tipo de hechos. En especial cuando hay posibles señalamientos de la participación de la fuerza pública.”

 

El ACNUDH reitera su disposición para colaborar y prestar la asesoría técnica que los familiares y el gobierno argentino acordaron el 29 de Agosto. Con ese propósito, el Representante Regional sostuvo reuniones en Buenos Aires el jueves 31 de agosto y el viernes 1 de septiembre.