En una votación histórica, la Cámara de los Comunes vetó el pacto negociado entre Londres y Bruselas. La premier ahora tiene tres días para presentar un plan alternativo si supera la moción de censura en su contra, prevista para mañana.

El parlamento británico rechazó el acuerdo elaborado entre Theresa May y la Unión Europea para que el Reino Unido salga de la Unión Europea (UE), por 432 votos contra 202.

 

En su primer discurso tras la derrota, May afirmó que esa votación expresaba lo que el Parlamento no quería, pero no lo que sí quería.

 

Además, aclaró que buscará dialogar con el resto de formaciones en busca de alternativas a su acuerdo del “brexit” con la UE si supera mañana la moción de censura que ha presentado contra su Gobierno el Partido Laborista.

 

Jeremy Corbyn tomó la palabra tras la primera ministra. “Esta ha sido la mayor derrota para un gobierno desde la década de 1920″, expresó.

 

. @jeremycorbyn has tabled a no confidence motion in the Government after their historic defeat on Theresa May’s deal. The Government have confirmed that this will be debated and voted upon tomorrow. pic.twitter.com/c1hdmLuKrB — Labour Whips (@labourwhips) January 15, 2019
Además, dijo que el gobierno debería aceptar que el Reino Unido permanecerá en la unión aduanera para siempre, que un Brexit sin opción de compra no es una opción y que los derechos de los ciudadanos de la UE serán aceptados.

 

Por último, confirmó que presenta una moción de confianza sobre el gobierno, y que la misma se debatirá el miércoles.

 

Minutos después de que se conociera la votación, el presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, llamó este martes a una “solución positiva” al respecto del Brexit.

 

“Si un acuerdo es imposible, y nadie quiere una salida sin acuerdo, entonces ¿quién tendrá finalmente el valor de decir cuál es la única solución positiva?”, se preguntó en un tuit Tusk a medida que se acerca la fecha oficial de divorcio entre Reino Unido y la Unión Europea, el 29 de marzo.

 

If a deal is impossible, and no one wants no deal, then who will finally have the courage to say what the only positive solution is? — Donald Tusk (@eucopresident) January 15, 2019

 

Por su parte, Jean Claude Juncker, presidente de la comisión europea, también lamentó el resultado de la votación, y expresó que el “riesgo” de un Brexit sin acuerdo “aumentó” tras el rechazo de parlamento británico.

 

Tras el rechazo del texto, el gobierno de May tiene la posibilidad de presentar un plan alternativo en un plazo de tres días hábiles, es decir, el lunes. Pero este puede ser enmendado por los parlamentarios con sus propias propuestas, así que todas las opciones siguen abiertas: de un Brexit sin acuerdo de catastróficas consecuencias hasta un segundo referéndum con la esperanza de dar marcha atrás.